Restricción a circulación de menores en Girardot

De Izquierda a derecha los coroneles Flavio Mesa y Alejandro Murillo, comandantes de Policía de Cundinamarca y del Comando de Girardot, respectivamente, y el alcalde de Girardot, Diego Escobar
De Izquierda a derecha los coroneles Flavio Mesa y Alejandro Murillo, comandantes de Policía de Cundinamarca y del Comando de Girardot, respectivamente, y el alcalde de Girardot, Diego Escobar

A partir del 1 de marzo empezó a regir el decreto No. 145 de 2013 que restringe la permanencia de los menores de edad de 9:00 p.m. a 5:00 a.m. en lugares públicos de la ciudad, que fue anunciado por el alcalde Diego Escobar en una rueda de prensa dada en el Comando de Policía.

El decreto hace parte de un plan por parte de la Policía y la Alcaldía para contrarrestar los altos índices de delincuencia y maltrato en la niñez y los adolescentes. La Fiscalía Seccional de Cundinamarca anunció dos fiscales más para resolver los casos de menores infractores, lo cual permitirá “que los procesos se muevan más rápido”, según el Alcalde. La Policía aumentará el pie de fuerza en la especialidad de Infancia y Adolescencia.

La especialidad de Infancia y Adolescencia de la Policía trabaja junto con el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF) y la Comisaría de Familia, así como un grupo interdisciplinario para tratar de manera oportuna los casos de los menores que sean encontrados incumpliendo el decreto. Los jóvenes serán llevados a la Fundación Manantial de Vida y recibidos por un grupo interdisciplinar de trabajadores sociales y psicólogos, los cuales se encargarán de iniciar el debido proceso. Aquellos que sean menores de edad y adelanten estudios universitarios en horarios nocturnos deberán portar el carné que los acredite para evitar ser llevados al centro de paso.

Los padres de los menores deberán firmar un acta de compromiso para asegurar que acatarán la norma; sin embargo, ante la reincidencia se aplicarán correctivos como asistencia a talleres de carácter educativo y en casos más difíciles hasta la pérdida de la custodia del menor. La acción de la Policía se adelanta basada en la Ley 1098 de 2006 del Código de Infancia y Adolescencia.

Entre el 1 y 2 de marzo 81 jóvenes fueron encontrados en discotecas y lugares públicos del municipio desacatando el toque de queda. Como consecuencia 4 centros nocturnos fueron sellados por recibir menores de edad. El alcalde Escobar dijo que le hacía un llamado a la cooperación de bares y licoreras “sin ser represivos” para trabajar en pro de la juventud girardoteña.

Por: Leonor Navarro- Marcela Bedoya

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *